Competencia cultural

La buena comunicación entre los miembros y los proveedores contribuye directamente a la satisfacción de los pacientes y a los resultados positivos.

Un proveedor culturalmente competente se comunica de manera efectiva con los pacientes y comprende sus inquietudes individuales. Los proveedores deben cerciorarse de que los pacientes comprendan su régimen de atención.

Cada segmento de nuestra población requiere sensibilidad y estrategias especiales a fin de acoger las diferencias culturales.

La comunicación eficaz de salud es tan importante para la atención médica como las habilidades clínicas. Para mejorar la salud individual y construir comunidades saludables, los proveedores deben reconocer y abordar la cultura, el idioma y los conocimientos sobre salud particulares de los diversos consumidores y comunidades. El Programa de competencia cultural de Aetna Better Health está orientado hacia lo siguiente:

  • Mejorar el acceso y la utilización de la atención médica
  • Mejorar la calidad de los servicios dentro de comunidades culturalmente diversas y desatendidas
  • Promover la competencia cultural y lingüística como enfoques esenciales para la eliminación de las disparidades en la salud.

Puede encontrar recursos adicionales sobre competencia cultural centrados en el proveedor a través de la Administración de Recursos y Servicios de Salud (HRSA) del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los EE. UU.

La cultura es un factor muy importante en cómo las personas responden a los servicios médicos. Afecta su enfoque en cuanto a lo siguiente:

  • Sobrellevar una enfermedad
  • Acceder a la atención
  • Trabajar en pro de la recuperación

Los proveedores reciben educación sobre temas importantes como los siguientes:

  • La reticencia de ciertas culturas a hablar sobre los problemas de salud mental y la necesidad de alentar en forma activa a los miembros de estos grupos para que busquen el tratamiento que necesitan.
  • El impacto que pueden tener las creencias religiosas o culturales de un miembro en los resultados de salud (por ejemplo, la creencia en prácticas de sanación no tradicionales)
  • El problema de la falta de conocimientos básicos de salud y la necesidad de proporcionar a los pacientes información de salud que puedan comprender (por ejemplo, diagramas simples, comunicación con palabras sencillas, etc.)
  • Los antecedentes del movimiento de los derechos de los discapacitados y el avance de los derechos civiles para las personas con discapacidades
  • Las barreras físicas y programáticas que afectan a las personas con discapacidades que buscan atención significativa

Como parte de nuestro programa de competencia cultural, alentamos a nuestros proveedores a acceder a la información de la Oficina de Salud de Minoridad que se encuentra en Internet llamada Guía para médicos sobre la atención culturalmente competente. La Asociación Médica Estadounidense (AMA), la Academia Estadounidense de Médicos de Familia y el Colegio Estadounidense de Médicos respaldan este programa, que provee hasta 9.0 horas de créditos de categoría 1 de la AMA sin costo alguno.